Mi adorada prostituta de Gustavo Oliveros



Una prostituta y un proxeneta se ven involucrados indirectamente en el caso de asesinato de un Fiscal del Ministerio público.

Ambos administran un consorcio de damas de compañía entre…otras cosas. Sus servicios son solicitados por empresarios, banqueros, diputados, mujeres de la alta sociedad, diplomáticos, militares y jueces. El negocio en poco tiempo florece, sorprendiendo a Javier, el proxeneta. Pero todo se tuerce cuando los medios de comunicación señalan a su socia como la misteriosa mujer, implicada en el crimen del Fiscal. Lo que desata una cacería política nunca antes vista, en busca de los posibles autores intelectuales del atroz crimen.

Milena, la prostituta, debe ocultarse, pues es requerida ante los cuerpos policiales por haber sido la última persona que estuvo con la víctima antes de su trágica muerte.

Para protegerla, Javier idea un plan macabro en donde el chantaje se enfrenta al poder político.




El autor: Gustavo Oliveros


Nació en Caracas y desde temprana edad le tocó militar en las filas de una izquierda ortodoxa que más tarde comprendió que el fanatismo no era más que una trampa ideológica bien aceitada para pescar incautos, resentidos sociales y ciudadanos dispuestos a aceptar ideas sin confrontarlas con sus propias realidades.
De allí que apenas surgió una nueva iniciativa política, no dudó en pertenecer a ella, se trataba de aquel MAS “tormentoso” de José Ignacio Cabrujas. Dentro de esa organización militó por varios años. Fue dirigente estudiantil desde la secundaria hasta ya graduado en dos carreras, la primera en el Instituto Pedagógico de Caracas donde escogió la rama de Historia y la segunda en la UCV que lo condujo al periodismo impreso y a la actividad gremial tanto en el Sindicato de la Prensa como en el Colegio Nacional de Periodistas. No conforme con sus estudios de pregrado, realizó una maestría en Bruselas en la universidad de Louvain la Neuve y obtuvo el diplomado en Ciencias de la Comunicación, mención “Comunicación de crisis”.
Como educador ejerció en varios liceos de la capital y más tarde dictó cátedra en las universidades Santa María y UCV en el área de post grados. Como profesional en el ejercicio del periodismo trabajo en distintos medios, revistas y periódicos impresos, muchos de ellos hoy en día desaparecidos. En la actualidad está dedicado a elaborar videos documentales y publicitarios. Otra de sus facetas es la de escribir novelas y cuentos de ficción en donde es imposible negar que en ellas se revelan muchas de sus vivencias personales.